Aclara tus axilas, cuello y rodillas con esta receta casera en pocos días

Loading...
Estos remedios caseros que te traemos el día de hoy son potentes blanqueadores de axilas, codos, rodillas y cuello. Úsalos y te vas a sorprender porque de verdad funcionan ¡No te vas a arrepentir!

Las axilas, cuello, codos y rodillas son unas de las zonas que más se oscurecen por lo que siempre buscamos soluciones para aclararlas y lucir un tono de piel más uniforme.

Las causas de estas manchas en axilas, cuello, codos y rodillas, pueden ser diversas, ya sea por la depilación, la exposición al sol, el uso de desodorantes, cambios hormonales, o la pigmentación de la piel. Sin embargo también hay otros factores de origen médico que deben ser diagnosticados y tratados por especialistas, ya que ni los remedios caseros ni los productos que venden en el mercado hacen efecto en estas.

Loading...

Para eliminar estas manchas lo ideal es tratar esas zonas con mucha delicadeza. Descubre los mejores remedios caseros para reducirlas en casa y lucir siempre radiante.

Las axilas pueden mancharse por utilizar de manera inadecuada desodorantes con mucho alcohol, el exceso de afeitado, el uso prolongado de cremas depilatorias o la acumulación de células muertas en la piel. Las rodillas y codos pueden deteriorarse y oscurecerse por roces o apoyo en superficies que los ensucian.

Para evitar que esas partes del cuerpo se oscurezcan, el primer paso es la limpieza: comienza con una buena exfoliación cada vez que te duches.

Luego de realizar esta exfoliación, es muy importante hidratar las zonas en las que se realizó, para este paso puedes usar la crema corporal que tienes en casa o aplicar un poco de aceite de coco o de almendras, que es mucho más natural y fabuloso.

Ahora si es momento de aplicar con frecuencia los remedios caseros que te daremos a continuación para reducir las manchas en axilas, cuello, codos y rodillas, que además de ser muy efectivos son bastante económicos.

Remedios caseros para aclarar axilas, cuello, codos y rodillas

Primer remedio

  • Dos cucharadas de bicarbonato de sodio
  • El jugo de medio limón
  • Una cucharada de agua oxigenada

Mezcla muy bien los ingredientes y aplica en las zonas donde tienes manchas con la ayuda de un algodón, haciendo movimientos circulares. Deja actuar 20 minutos y lava con agua fría.

Puedes usar este tratamiento casero de dos a tres veces a la semana. Recuerda que las zonas en donde haya exposición al sol debes aplicar siempre protector solar.

Loading...

BIENVENIDOS A MUNDO RECETAS

Loading…

error: Content is protected !!