Cómo eliminar el acné y las espinillas de la espalda

Loading...
¿No sabes cómo quitar los granos y las espinillas de la espalda? Aquí tienes los mejores remedios caseros y naturales para acabar con ellos y tener una espalda suave, hermosa y libre de imperfecciones

Las espinillas son una forma de acné leve que se producen cuando los poros de la piel se obstruyen debido a la suciedad, el exceso de grasa y la acumulación de células muertas. Suelen aparecer en la llamada zona “T” del rostro, pero su presencia también es habitual en otras zonas del cuerpo como la espalda.

Estas últimas pueden darse debido a las sustancias que se liberan con el sudor durante la actividad física, aunque a veces son la señal de un desbalance hormonal o una acumulación de toxinas.

Pueden notarse como pequeños comedones blancos o amarillos, los cuales tienden a ponerse negros por la exposición al oxígeno. Si bien no son tan visibles como las que se dan en la cara, muchos buscan tratamientos para combatirlas porque consideran que es un problema estético que afecta la belleza de la piel.

Por suerte, hay soluciones de origen natural que, por un precio módico, limpian a profundidad la espalda para remover las impurezas que le causan esta condición. En esta ocasión queremos proponer estos remedios cuyas propiedades antibacterianas y exfoliantes brindan interesantes efectos. ¡Toma nota!

Remedio casero de ajo y limón

El remedio natural de ajo y limón es un producto muy efectivo en el tratamiento del acné que afecta la belleza de la espalda. Estos ingredientes son ricos en sustancias antibacterianas, exfoliantes y antiinflamatorias que facilitan la limpieza profunda de la piel, reduciendo la presencia de bacterias y células muertas.

También son buenos reguladores del pH cutáneo, lo cual evita la producción excesiva de sebo y, por ende, la obstrucción de los poros. La ventaja de este remedio casero contra las espinillas de la espalda es que no cuesta tanto como los productos comerciales y no contiene sustancias químicas agresivas.

Loading...

Sin embargo, es importante tener cuidado con su uso durante el día, ya que la posterior exposición al sol puede ocasionar manchas debido al uso de limón. Lo más conveniente es aplicarlo en horas de la noche, justo antes de ir a dormir.

Ingredientes

  • 3 dientes de ajo crudos
  • El jugo de 1 limón

Preparación

Tritura los dientes de ajo en un mortero y mezcla la pasta obtenida con el jugo de un limón. Deja que repose durante 20 minutos para que los extractos se concentren y procede a aplicarlo.

Lava la espalda con un jabón neutro para retirarle las impurezas adquiridas durante el día. Luego, extiende una fina capa del tratamiento y frótalo con suaves movimientos circulares. Deja que actúe 20 minutos y enjuaga con agua tibia. Repite su uso 2 o 3 veces a la semana para mantener la piel limpia. Ten en cuenta que, aunque este tratamiento no suele causar agresiones, lo mejor es hacer una pequeña prueba en una de las zonas de la piel para detectar si ocasiona alguna irritación o sensibilidad. En caso de presentar algún tipo de molestia, evita su uso y busca otras alternativas.

Sal marina y lavanda

Los compuestos contenidos en la sal marina ayudan a equilibrar la producción de sebo en la espalda para minimizar la formación de granos de acné. Esto, combinado con el efecto antiséptico y antiinflamatorio de la lavanda, nos ayuda a mantener la piel limpia, suave y sin imperfecciones.

Ingredientes

  • 1 cucharada de sal marina
  • 1 cucharadita de aceite de lavanda
  • 1 cucharadita de agua

Preparación

Vierte la sal marina en un recipiente y mézclala con el aceite de lavanda y la cucharadita de agua. Asegúrate de obtener una pasta granulada. Frota el tratamiento sobre la piel de la espalda, mediante suaves masajes circulares. Deja actuar el producto 10 minutos y enjuaga. Repite su uso por lo menos 3 veces a la semana.

Exfoliación con azúcar y avena

Una vez por semana has de cumplir con el hábito de exfoliar la piel, sobre todo las zonas que son más vulnerables a la aparición de espinillas. Si no llegas a la espalda puedes usar esas esponjas con palo que se venden en las tiendas… ¡O realizar estiramientos de brazos! Prueba este exfoliante natural. La avena tiene propiedades calmantes para la inflamación y el azúcar retira las células muertas.

Ingredientes

  • 2 puñados de azúcar
  • 1 puñado de salvado de avena
  • 1 poco de agua

Preparación

Lava bien la zona con jabón neutro. Puedes hacer la exfoliación cuando te estás bañando, por ejemplo. Forma una pasta con los ingredientes y extiende por la espalda, los hombros, brazos y pecho mediante movimientos circulares. Frota sin lastimarte. Deja reposar 5 minutos y retira con agua tibia.

Loading...

BIENVENIDOS A MUNDO RECETAS

Loading…

error: Content is protected !!